El Robot que come edificios

La demolición de edificios de gran altura ha sido siempre una tarea peligrosa y complicada, especialmente en grandes ciudades. También ha requerido siempre una gran cantidad de maquinaria pesada. Pero esto no necesariamente continuará siendo así.Recientemente, un estudiante turco llamado Omer Haciomeroglu ha diseñado un robot que potencialmente puede comer concreto y borrar un edificio sin dejar rastros, permitiendo la reutilización de todo el material extraído.

Por este desarollo, Omer obtuvo el Premio a la Excelencia Internacional de Diseño 2013 para el diseño Mecánico de la Sociedad de Diseñadores Industriales de América.

omer_haciomeroglu_ero_1

El ERO, Robot de Reciclaje de Concreto, fue diseñado para desmontar de manera eficiente las estructuras de hormigón, sin dejar residuos de polvo o productos de la separación y permitir que los materiales de construcción recuperados puedan ser reutilizados para nuevas construcciones de hormigón”, explicó Haciomeroglu del Instituto de Diseño de Umeå.

Los robots tendrán la capacidad de escanear un edificio y planificar la ruta más eficiente para la destrucción de la pared con un chorro de agua capaz de romper el hormigón. El robot, entonces, usará una aspiradora para succionar el material, dividiéndolo en áridos, cemento y agua. El agua se podrá reutilizar en el sistema, mientras que los áridos, agregados al cemento, pueden ser reutilizados en el hormigón una vez más.

omer_haciomeroglu_ero_2

Si comparamos esto con el desorden que queda con el método tradicional de emplear maquinaria pesada para demoler un edificio, donde -además- una gran cantidad de agua se pierde, mucho polvo queda en el aire y el material fino, en su mayoría termina en los vertederos, están más que claras las ventajas.

“Incluso los hierros de la armadura se limpian de concreto, polvo y óxido y quedan listos para ser cortados y reutilizados inmediatamente”, declaró Haciomeroglu. “Cada pedacito de la armadura de soporte es reutilizable para los nuevos bloques de construcción.”

omer_haciomeroglu_ero_4

 

Todo parece demasiado perfecto para ser cierto, pero el diseño es bastante lógico. El agua a alta presión se infiltra por las grietas superficiales y va pelando el hormigón. La armadura de hierro queda en su forma original incluso con el óxido lavado. A continuación, un decantador centrífugo separa el líquido de los sólidos y éstos son embalados y enviados fuera para permitir su reutilización.

Los robots usan pistas omnidireccionales especiales que pueden girar sobre dos ejes diferentes, lo que significa que puede moverse en cualquier dirección sin desconectarse.

omer_haciomeroglu_ero_3

Haciomeroglu imagina flotas de robots autónomos que se pusieron a trabajar para quitar un edificio y seguir adelante con el siguiente. Esto se encuentra todavía en fase conceptual de diseño, sin embargo, se informó que las organizaciones influyentes están empezando a prestar atención al desarrollo ya que no se puede negar que se trata de una gran idea.

12 de marzo 2014 por Alyn Wallace

via: [ Discovery News]
Fuente: Interesting Engineering

 Transporte de materiales recuperados

Luego de que el robot ha separado el agua de los áridos, ¿qué mejor que un sistema de transporte continuo para sacarlos del pie de la obra?

 

Deje su Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *